Pronóstico de Tutiempo.net

Marketing y salud: Arcor controlará las calorías de sus productos

0

Además mostrará cuál es la porción justa. La marca busca que sus golosinas no queden fuera de la “alimentación saludable”. Y que la gente sienta que “darse un gusto” puede ser compatible con comer sano.

La cordobesa Arcor decidió subirse con todo a la tendencia de la vida sana y armó una campaña pensada para que sus snacks y golosinas no queden relegados a la hora de planificar una alimentación saludable.

La compañía lanzó “Tu porción justa”, que apunta a ofrecer presentaciones individuales de aquellos productos que pueden ser consumidos como snacks.

Los productos que ingresan en esta categoría van a tener un logo especial, lo que querrá decir que cumple con un criterio doble: límite de cantidad y límite de energía. Pueden ser envases individuales (porción justa), pequeños (menor a una porción) o multiporción.

Negocios en Salta

Los alimentos envasados sólo llevarán el logo “Tu Porción Justa” si la cantidad contenida en el envase no supera el rango establecido por Mercosur para la porción para su categoría de alimentos. Además, ningún producto superará las 150 calorías por envase individual o porción declarada en envases multiporción.

Negocios en Salta

Arcor estableció límites de categorías según los productos:

Golosinas: 100 calorías

Alfajores, helados: 150 calorías

Snacks: 100 calorías

Chocolates y cereales para el desayuno: 120 calorías

El límite es de 150 calorías porque representa aproximadamente la mitad de la cantidad de energía asignada a los alimentos de consumo opcional por las Guías Alimentarias Argentinas y en el caso de alimentos protectores es una cantidad máxima adecuada para un snack, dice Arcor.

Negocios en Salta

Para lanzar esta idea, Arcor se basó en una encuesta de Datos Claros que involucró 578 casos. Los resultados le juegan a favor: 90% cree que es importante una vida sana, pero 81% cree que puede comer de todo siempre que sea con moderación y 66% dijo que suele premiarse con golosinas, galletas o postres.

Los jóvenes de hasta los 25 prefieren las colaciones dulces y los adultos, las saladas. La principal razón del consumo de colaciones es para calmar el hambre (46%) y la ansiedad (36%). En segundo lugar, la necesidad de satisfacer un antojo (32%) y de darse un gusto o recompensa (30%).

Más de la mitad de los consumidores consideran las colaciones como parte de una alimentación saludable y que los hace sentir de mejor humor y con más energía.

Fuente: Diario Clarín

Deja una respuesta